viernes, 30 de noviembre de 2007

Solo en casa


Vivi volvio a la academia, pero esta vez, tal vez por miedo a mis represarias en el blog, Ale (mi hermana) se ofrecio a comprarme comida en una rotiseria que le queda cerca. Cuando me ofrecio no lo necesite, y cuando lo necesite me olvide de llamarla. Asique nuevamente tuve que recurrir a la astucia para ver que me cocinaba de noche (recordemos que me levanto a cocinarme cuando ya "galgueo" de hambre)

Como me conoce Vivi!!!. La vez pasada recordaran que me dejo una nota donde me ponia que era lo que me podia hacer para comer. En definitiva resumia que era lo que habia en la heladera y los placares. Uno podria pensar (yo incluido), "pero que al cuente!, hay que hacerle una notita!". Pues dejenme contarle, que esta semana no me dejo notita y anduve perdido como perro en cancha de bochas. Por suerte, mi cunada Ale habia estado estudiando en casa y mataba la angustia oral que eso le producia con helado, por lo que para sorpresa mia en casa habia 2lts de helado de chocolate holandes con dulce de leche.

Lo lindo era que estaba sin abrir, ah!, y aparte; Vivi habia hecho mouse de frutillas el fin de semana anterior. Por lo que para mi alegria, estos dias me pase, todos los dias, cenando helado con mouse de frutillas. Que tal?! el sueno de pibe no?...

Ahora que lo pienso, esto tambien me deja una ensenanza como padre: Si algun dia Josefina me pide cenar helado, la voy a dejar. Es tal la felicidad de hacerlo que no hay nada que me vaya a hacer decirle que no. Bueno... siempre y cuando haya para los dos... (obviamente)

1 comentario:

Claudio dijo...

loco, menos mal que dijiste lo del helado, son las 23:37 exactamente, estoy por desmayarme de hambre y no sabía que comer. Por suerte hay helado en el freezer, te dejo por aca que arranco pa la cocina